viernes, 24 de agosto de 2007

Origen de las 7 vidas de un Gato


Las siete vidas del gato


La excepcional resistencia y fortaleza del gato, capaz de salir indemne de situaciones en las que otros animales perecerían con toda seguridad, llevó a la idea de que este felino tenía más de una vida.


Qué duda cabe que sus hábitos nocturnos, sus ojos refulgentes en la oscuridad, su sobresaliente agilidad y su pose majestuosa contribuyeron a que nuestros antepasados sintieran una especial admiración, e incluso veneración, por este animal.


Se cuenta que, por ejemplo, Mahoma se cortó la manga de su vestimenta para no perturbar el sueño de su gato. El profeta veía en él "una criatura digna del mayor respeto y de un tratamiento afectuoso".


La razón de que a los gatos se les otorgue popularmente hasta siete vidas tiene posiblemente un origen exotérico. Existen muchas culturas para las que los números poseen una significación concreta, En nuestro caso, el siete fue considerado en la Antigüedad un número de la suerte, ya que era «una trinidad de trinidades" y, por lo tanto, adecuado para el felino.